¿Te parece interesante? ¡Compártelo!
Movilización educativa en el CEIPSO 'La Luna' contra la emergencia educativa

Imagen de archivo de una reivindicación en el CEIPSO ‘La Luna’ (foto: Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid)

Decenas de familias ripenses, sobre todo aquellos cuyos hijos e hijas comienzan a cursar en septiembre la educación secundaria, viven días de mucha incertidumbre y dudas por el proceso de escolarización para el curso 2021-2022 y la ‘emergencia educativa’ que afecta a Rivas, tal y como denuncian organizaciones como FAPA Rivas. Hay casos de menores que todavía no tienen plaza en un centro docente del municipio para el próximo curso y otros la tienen a varios kilómetros de sus casas. Para FAPA Rivas, el análisis es evidente: “Hay un déficit de infraestructuras educativas públicas en el municipio clamoroso porque no hay plazas para todos los niños y niñas”, explica Jaime de León, su presidente. El desacuerdo continúa entre el Ayuntamiento, que a través del concejal de Educación, Jose Alfaro, califica la situación como “muy compleja”, y la Comunidad de Madrid, que se mantiene firme en su apuesta por mantener el área única de escolarización y en la defensa de su gestión. “No se pueden satisfacer todas las primeras opciones de las familias, puesto que hay algún centro educativo que acapara gran parte de la demanda”, indican desde la consejería de Educación del gobierno regional.

“La situación es la de una urgencia permanente y no tiene ninguna perspectiva de mejora”, asegura Jaime de León, presidente de FAPA Rivas, que admite que el hartazgo se apodera de los miembros de esta organización que, como él insiste en recalcar, “vela por los intereses de la educación pública en el municipio”. Para FAPA Rivas, las necesidades educativas de Rivas crecen a un ritmo muy superior al que actúan las instituciones implicadas: “Los tiempos que se gastan las instituciones y la poca eficacia que tienen las administraciones generales hace que se vaya acumulando retraso en las necesidades educativas de la población de Rivas”.

El presidente de FAPA Rivas describe esta acumulación de retraso con una estimación elaborada en base a datos del consistorio ripense sobre el crecimiento demográfico del municipio: “El Ayuntamiento nos dice que en tres años se entregan 2.100 nuevas viviendas en Rivas en las que vivirán una media de tres personas por hogar. De los 6.000 nuevos habitantes, cerca de 2.000 serán menores en edad escolar, y un instituto grande puede albergar como mucho a 1.000 alumnos”, argumenta. “Por lo tanto, debería abrirse un nuevo centro educativo público -colegio o instituto- en Rivas cada dos años, algo muy alejado de lo que sucede desde hace diez años”, dice.

Pese al “desánimo”, Jaime de León insiste en que FAPA Rivas seguirá exigiendo tanto al Ayuntamiento de Rivas como al gobierno regional “que se pongan de acuerdo, ‘por dios’, porque son políticos y para eso pagamos nuestros impuestos los ciudadanos”.

Jaime de León, presidente de FAPA Rivas

Jaime de León, presidente de FAPA Rivas, en una imagen de archivo (foto: Diario de Rivas).

El Ayuntamiento responsabiliza a la Comunidad de Madrid

Jose Alfaro, concejal de Educación del Ayuntamiento de Rivas, reconoce que la situación descrita de forma general por FAPA Rivas y de forma individual por muchas familias ripenses que sufren las consecuencias de la masificación de los centros educativos de la ciudad es “muy compleja y se agrava año a año por la situación que tenemos y porque los centros no llegan cuando los necesitamos”.

El máximo responsable en materia educativa del consistorio ripense apunta que es el gobierno regional el que tiene la llave de la solución. El desbloqueo y la mejora de la situación, según sus propias palabras, “pasa porque la Comunidad de Madrid invierta fondos públicos en la construcción de centros educativos públicos en Rivas”.

En concreto, Jose Alfaro insiste en que el municipio necesita de forma urgente la finalización inmediata del CEIPSO La Luna y la construcción tanto del colegio Mercedes Vera como del IES Margarita Salas. “Es urgente que la Comunidad de Madrid firme el convenio para construir el Mercedes Vera, porque lleva seis meses aprobado por el Ayuntamiento y que impulse la construcción del instituto en el barrio este, donde la demanda es muy alta, especialmente en el curso de acceso a la educación secundaria”, afirma.

Dado que de las tres demandas municipales mencionadas por el concejal de Educación tan solo ha sido aprobada por la Comunidad de Madrid la ampliación del CEIPSO La Luna, que estará finalizado para el curso 2022-2023, Alfaro recuerda que el consistorio ripense le ha trasladado al gobierno regional en “reiteradas ocasiones” la propuesta de construir aulas provisionales sufragadas con fondos municipales en la parcela destinada al futuro IES Margarita Salas, pero la respuesta, según el concejal de Educación, siempre ha sido negativa.

Donde sí se instalarán aulas provisionales para el próximo curso escolar es precisamente en el CEIPSO La Luna; en concreto, la Comunidad de Madrid confirma que serán seis aulas: tres de educación primaria y tres de educación secundaria.

CEIPSO La Luna de Rivas

CEIPSO La Luna de Rivas (foto: Diario de Rivas).

No al cambio de modelo del área única de escolarización

Consultados por este digital acerca de la situación de la educación en Rivas de cara al próximo curso escolar, desde la consejería de Educación de la Comunidad destacan en clave positiva el porcentaje de familias ripenses que han obtenido plaza en la primera elección solicitada para el curso escolar 2021-2022. “El 88,93% en Primaria y el 86,17% en Secundaria”, señalan.

Reconocen desde Educación, por lo tanto, que son 88 los casos en los que no se han podido asignar plaza en la primera selección indicada en educación primaria y 147 en secundaria, pero justifican esta circunstancia en la prioridad de las familias de la ciudad por matricular a sus hijos e hijas en determinados centros educativos de la ciudad. “Evidentemente, no se pueden satisfacer todas las primeras opciones de las familias, puesto que hay algún centro educativo que acapara gran parte de la demanda”, exponen al respecto.

Al ser planteada la posible relación entre esta demanda centralizada en determinados centros muy por delante de otros —por ejemplo, el IES Profesor Julio Pérez— con la zona única de escolarización, una crítica común tanto de FAPA Rivas como del Ayuntamiento de Rivas a la Comunidad de Madrid, y si a corto o largo plazo hay previsión por parte del gobierno regional de replantearse esta medida para el municipio de Rivas, desde Educación defienden la apuesta del gobierno regional por esta forma de proceder: “La Comunidad de Madrid lleva impulsando la zona única de escolarización desde su puesta en marcha en 2011 puesto que facilita y favorece la capacidad de elección de las familias en igualdad de oportunidades”, afirman.

Para Jaime de León, presidente de FAPA Rivas, esta decisión es otra de las causas, junto al déficit de infraestructuras educativas en el municipio y la falta de previsión de las instituciones, de la ‘emergencia educativa’ de Rivas: “Las consecuencias negativas son múltiples», afirma. «Niños desplazados muy lejos de sus casas, pérdida de espacios en los centros educativos, ratios y número de aulas en los centros superiores a las recomendadas… Y los centros están planificados y gestados para un número determinado de alumnos y alumnas; si se supera, repercute de forma negativa en la calidad de la educación y crecen exponencialmente los conflictos en los centros”, concluye.

Otras noticias: 

Familias ripenses en ‘emergencia educativa’: «Mi hija ha terminado el colegio en un barracón por la pandemia y empezará el instituto en otro, en un parking y a una hora de casa”

Escolarización 2021-2022: qué hacer en caso de no haber sido admitido en ningún centro

¡Tenemos canal en Telegram!

Además de seguirnos en Facebook, Twitter e Instagram, puedes enterarte de todas las novedades de Diario de Rivas en nuestro canal de Telegram. Suscríbete y recibirás las actualizaciones directamente en tu móvil. ¿A qué esperas?

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!