¿Te parece interesante? ¡Compártelo!
Operarios del Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid instalan una rampa para facilitar el acceso de personas con movilidad reducida al pabellón donde se planeaba realizar la vacunación en verano, en el polideportivo Cerro del Telégrafo

Operarios del Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid instalan una rampa para facilitar el acceso de personas con movilidad reducida al pabellón donde se planeaba realizar la vacunación en verano, en el polideportivo Cerro del Telégrafo (foto: Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid)

El espejismo de convertir el polideportivo Cerro del Telégrafo en un ‘vacunódromo’ contra el Covid a disposición de ripenses y el resto de madrileños ha durado cuatro semanas. Ese es el tiempo transcurrido entre la primera petición recibida por el Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid hasta este martes, cuando se confirmó que el Gobierno regional no utilizaría finalmente esta instalación para administrar vacunas, con todos los preparativos prácticamente terminados.

La concejala de Salud del Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid, Carmen Rebollo, se confiesa «dolida» después del esfuerzo invertido. Después de semanas de reuniones ‘in situ’ midiendo distancias, trazando recorridos, planificando infraestructuras informáticas, mobiliario y resto de recursos materiales y humanos para apoyar la logística de lo que prometía convertirse en el mayor ‘vacunódromo’ estival del Sureste, este lunes el gobierno municipal se enteró «por la prensa», asegura, del desistimiento de la Comunidad de Madrid.

Fue el pasado 17 de mayo cuando, según relata a Diario de Rivas, recibió una llamada del responsable de la Dirección Asistencial del Sureste, de la que dependen los centros de salud de la ciudad y alrededores. «Me dijo que estaba pensando en una colaboración institucional de cara a la vacunación en verano. Que Rivas Vaciamadrid es el municipio de la zona con la mayor población de entre 40 y 16 años, y que además el dispositivo de los tests de antígenos del pasado mes de febrero había funcionado muy bien. En definitiva, que si disponíamos de algún espacio municipal apto para ello, podíamos hacerlo aquí», relata Rebollo. «De inmediato llamé al alcalde y en 20 minutos le respondí que por supuesto: que ofrecíamos el polideportivo del Cerro del Telégrafo», añade.

La llamada del responsable regional venía precedida de una carta enviada por el regidor, Pedro del Cura, y la propia Rebollo al consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, en la que el Consistorio ofrecía espacios al aire libre (por ejemplo, el auditorio Miguel Ríos), semiabiertos o cerrados, según fuera necesario, para vacunar a la población. «Tras la petición de la Dirección Asistencial, les ofrecimos las pistas semicubiertas de tenis, un lugar con mucha ventilación más idóneo que el Centro de Patinaje, utilizado en febrero para los tests de antígenos, de cara a los meses estivales», concreta Rebollo, «y nos informaron de que iban a pedir autorización a sus superiores. Y sobre el día 20 de mayo, el alcalde confirmó a Elena Andradas que disponíamos del espacio, pero que necesitaría una reforma que iniciaríamos de inmediato».

Polideportivo Cerro del Telégrafo habilitado para la vacunación (foto: Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid)

Polideportivo Cerro del Telégrafo habilitado para la vacunación (foto: Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid)

Once días después, el 31 de mayo, la directora de Enfermería de zona confirmó que tenía el permiso de la Comunidad de Madrid y del Sermas, y solicitó una visita al espacio, prosigue Rebollo. «Al día siguiente, el 1 de junio, quedamos con la directora de Enfermería que, acompañada por personal sanitario, nos confirmó que el sitio le parecía idóneo y que contaba con suficiente ventilación», prosigue la edil. Y el 2 de junio regresó el equipo de la Comunidad de Madrid, incluido el subdirector general de Infraestructuras de la Consejería, que visitó el espacio con tres concejales del Ayuntamiento de Rivas [la vicealcaldesa y concejala de Deportes, Mónica Carazo; el concejal de Mantenimiento, José Alfaro; el de Modernización, Luis Altares, y la propia Rebollo], además del jefe de Policía Local, Leonardo Lafuente, y técnicos de Deportes, Mantenimiento, Modernización, recogida de residuos, etcétera. «Allí mismo, con el subdirector de Infraestructuras presente, le pregunto si podemos poner en marcha el operativo. Nos dijo que sí, y que al día siguiente le pasáramos contactos de distintos departamentos municipales para que trabajen conjuntamente con el personal de la Comunidad de Madrid», continúa Rebollo.

En aquella reunión ‘in situ’ quedaron cerrados numerosos detalles del dispositivo de vacunación. «Vimos detalladamente los espacios y los circuitos de entradas y salidas; nos confirmaron al menos cinco puestos de vacunación, que podrían quizá ser hasta 7; varios puestos administrativos; una zona de recuperación con camillas; zonas de espera… También estudiamos otras necesidades, como las conexiones de red necesarias para el operativo. Y al día siguiente intercambiamos varios correos electrónicos con planos detallados para seguir avanzando, y me confirman que siguen trabajando con esa información. También nos dejaron material de la Comunidad de Madrid para la señalización», continúa Rebollo.

La concejala de Salud ripense recuerda que «en ese momento teníamos claro que estaba confirmado». Pero después, a partir del 8 de junio, la comunicación cesó de golpe. «Desde ese día no hemos vuelto a tener respuesta de nuestros interlocutores de la Comunidad de Madrid. No hemos podido contactar con nadie a ningún nivel, pero tampoco hemos recibido ninguna comunicación oficial», apunta Rebollo. Desde los centros de salud, días después, comenzaron a llegar noticias de personal de enfermería al que, después de anunciarles que a partir del día 21 de junio se desplazarían al Cerro del Telégrafo para vacunar, les transmitían un cambio de planes. «Pero, como no recibíamos ninguna comunicación oficial, decidimos esperar. Estábamos pendientes de recibir también un listado de necesidades (mesas, mobiliario, vallas, informática…) que nunca llegó«, prosigue Rebollo. El silencio continuó hasta este lunes, cuando el Consistorio ripense supo «por la prensa» que finalmente no se vacunaría a la población en el Cerro del Telégrafo.

El Centro de Patinaje preparado para los tests de antígenos

Vista general del Centro de Patinaje preparado para los tests de antígenos con la sala de espera en primer término, el pasado mes de febrero (foto: Diario de Rivas).

Carmen Rebollo asegura que para el Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid esta decisión ha sido «un mazazo». «Primero, porque la primera perjudicada va a ser la ciudadanía del Sureste de Madrid, y en especial la de Rivas Vaciamadrid, que es la población ‘diana’ de esta fase de la vacunación más numerosa y que tendrá que desplazarse a otras localidades o hacer cola bajo el sol en los centros de salud para recibir su vacuna. Además hemos generado unas expectativas que ahora se ven frustradas», añade. «Y eso por no hablar del gasto de dinero municipal —unos 23.000 euros— y recursos humanos y materiales en los preparativos. Teníamos hasta los diseños de la señalética para entradas, circuitos, salidas…», añade.

Y segundo, prosigue, porque «encima hay quien nos acusa de mentirosos». Se refiere a un ‘tuit’ del PP de Rivas Vaciamadrid que asegura que el Consistorio tomó la «iniciativa sin hablar con nadie» y actuó «de forma unilateral para engañar a los vecinos». «No, hombre, no. Nos ha llamado la propia Dirección Asistencial del Sureste, que es la Comunidad de Madrid; y nos han dicho que querían colaborar, que el perfil de población era ideal, que sabían que habían funcionado muy bien los tests de antígenos… Si eso no es pedir, ¿entonces qué es? Y también han venido a visitar el espacio ‘in situ’ y decidido los detalles del operativo. ¿Y luego deciden que mejor no? ¿A qué estamos jugando? Lo que no vamos a consentir es que encima nos digan que nos lo hemos inventado», abunda.

La Comunidad de Madrid, consultada este martes por Diario de Rivas, argumentó que la decisión de rechazar el Cerro del Telégrafo, aun estando ya acondicionado, ha sido adoptada por la «estrategia de vacunación», para la cual no se contemplan inoculaciones en polideportivos municipales, «no solo el de Rivas».

Otras noticias:

La Comunidad de Madrid da marcha atrás y rechaza vacunar en el polideportivo Cerro del Telégrafo de Rivas

El polideportivo Cerro del Telégrafo funcionará como centro de vacunación regional a partir del 21 de junio

Rivas adapta el polideportivo Cerro del Telégrafo para ofrecerlo como centro de vacunación comarcal desde el 1 de junio

 

¡Tenemos canal en Telegram!

Además de seguirnos en Facebook, Twitter e Instagram, puedes enterarte de todas las novedades de Diario de Rivas en nuestro canal de Telegram. Suscríbete y recibirás las actualizaciones directamente en tu móvil. ¿A qué esperas?

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!