¿Te parece interesante? ¡Compártelo!

Situación de los olivos con las aceitunas caídas.

Olivas picadas por el granizo, vides destrozadas por las fuertes tormentas sufridas en la tarde-noche del lunes y caras de desolación entre los agricultores de las tierras de Arganda del Rey. La zona tiene como estandartes del campo el aceite y el vino, y muchas familias viven de estos valiosos productos. Mucho trabajo durante todo el año que en menos de una hora de granizo y agua se ha echado a perder. La lluvia dejó unos 48 litros de agua por metro cuadrado en unos 15 minutos, con fuertes vientos huracanados y un pedrisco de granizo de unos 2 o 3 centímetros de grosor. Se estima que la producción de aceitunas ha caído en un 90-95% aproximadamente, puesto que las zonas de las que se nutre la almazara han sido completamente devastadas. En cuanto a la producción de uva, ha quedado reducida en un 60-65%.

“Es algo que aproximadamente hace 35 años que no sucedía y los agricultores no estábamos preparados para ello”, cuenta a Diario de Rivas Cipriano Guillén, agricultor de la Cooperativa Vinícola de Arganda y delegado de Asaja (Asociación de de jóvenes agricultores de Madrid), refiriéndose a lo vivido el lunes. En cuanto al viñedo, “el año ya estaba siendo malo por la sequía y las plagas de conejos y la puntilla ha sido la piedra de granizo”. El desastre ha sido bastante grande: “La bodega tiene 80 años de historia y nunca en la vida se había vivido una situación tan trágica y dramática, con la sucesión de estos tres factores en un solo año”, comentaba, visiblemente afectado.

Galería: así han quedado los cultivos argandeños después de las tormentas

Los agricultores están abatidos porque “hemos estado todo el año trabajando para poder llegar a la cosecha y en 24 horas teníamos que haber cosechado ya. El miércoles tendríamos previsto iniciar la recolección de la uva y ahora mismo no podemos ni acceder por el estado en el que se encuentran los suelos”, explica Guillén. Las plantas respiran por las hojas, “que están dañadas, y todo apunta a que en las próximas horas comenzarán a sufrir enfermedades tras los pedriscos. Por lo tanto, vamos a empezar una vendimia urgente y ‘express’”. La presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, visitó estos campos afectados y posteriormente “nos hemos reunido para ver distintas vías de solución”, asegura el delegado de Asaja en Arganda.

El mensaje que quieren transmitir desde la “familia de los agricultores” es que “trabajamos con vistas al cielo, es nuestra profesión, amamos la tierra y seguiremos haciéndolo. Levantaremos más viñedos, reconstruiremos los caminos, y volveremos a salir adelante una y otra vez”.

Noticias relacionadas:

Arganda del Rey sufre fuertes inundaciones por las tormentas de este lunes

Vinícola de Arganda: los últimos supervivientes del campo argandeño

Galería: Rivas en imágenes

¡Tenemos canal en Telegram!

Suscríbete y recibirás las actualizaciones directamente en tu móvil. ¿A qué esperas?

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!