¿Te parece interesante? ¡Compártelo!

Primero se cancelaron eventos. Luego, como un goteo incesante, fueron llegando más noticias sobre medidas de seguridad, cierres obligados y confinamientos. Los pequeños negocios de Rivas, al igual que los del resto de zonas afectadas por la pandemia del coronavirus, han visto frenada en seco su actividad: ingresos iguales o cercanos a cero, con los impuestos del primer trimestre a la vuelta de la esquina y los gastos de funcionamiento por delante. Diario de Rivas habla con pequeños comercios de distintos sectores para conocer cómo están sobrellevando la emergencia sanitaria.

 

Consulta aquí el listado de comercios y negocios de Rivas abiertos durante el estado de alarma

 

Rivas Chicken

Rivas Chicken

Yolanda Mejías regenta Rivas Chicken, uno de los establecimientos de comida preparada para recoger y a domicilio, que están autorizados a abrir durante este estado de alarma. Su actividad, con todo, se ha visto alterada estos días. La semana pasada «hemos visto bajar mucho la afluencia de público. Además, nos han cancelado cuatro eventos este fin de semana, en los que íbamos a proporcionar el catering. Estos servicios son los que nos ayudan a incrementar un poco la caja, por lo que nos hace polvo», explica. Pese a todo, «seguiremos mientras podamos, adoptando las medidas necesarias para protegernos y para proteger a nuestros clientes», añade. Estos días ha recuperado su servicio de reparto a domicilio, que dejó de funcionar hace tiempo porque «no le salía a cuenta», para ofrecerlo exclusivamente a personas en riesgo (91 49914 01).

 

Escuela de Baile Miriam Mobellán

Escuela de baile Miriam Mobellán

Miriam cerró su pequeña escuela de baile, situada en el Centro Comercial Covibar 2, hace ya una semana. «Decidí hacerlo después de conocer las medidas adoptadas en los colegios. En aquel momento mucha gente todavía no había pagado la mensualidad, y tengo a ocho personas por clase… No hay más que echar números», indica. «El problema es que viene Semana Santa, mayo con dos puentes, y la gente va a desaparecer. Pero yo sigo teniendo que pagar el alquiler de mi local. Tengo que sentarme. Tengo que echar cuentas porque no sé cómo voy a hacer para pagar a los trabajadores», prosigue. Miriam intentará buscar alternativas, pero «no lo veo fácil», añade, «porque esto va a afectar absolutamente a todo el mundo». «Esto no va a ser fácil para nadie. Aunque nos dejen posponer la cuota de unos meses, eso va a ser pan para hoy y hambre para mañana, porque ¿qué hacemos si no tenemos ingresos?», se pregunta.

 

Paintball Kids

Paintball Kids

El negocio de Tamara, la fuente de ingresos que sostiene toda su economía familiar, frenó en seco la semana pasada. Se trata de Paintball Kids, uno de los locales que celebran eventos infantiles y para adultos, como cumpleaños, comuniones y otro tipo de celebraciones. «Este mes empezaba la temporada alta», lamenta Tamara. «Hay meses del año, como el verano, en los que apenas facturamos nada, y compensamos con aquellas temporadas en las que tenemos más actividad. La mía acababa de empezar cuando de repente se anularon todas las reservas. Así, de golpe. Estábamos hasta arriba, y ahora tenemos el calendario vacío», relata. La situación para su familia es ya crítica. «Me duele el alma. Hemos invertido todo nuestro dinero, todo nuestro esfuerzo, en este proyecto. Trabajamos todos los días, incluidos los fines de semana: es nuestra forma de vida. Incluso habíamos habilitado una salita para nuestros hijos. Estoy en shock», continúa, «y no sabemos cómo vamos a afrontar los gastos: alquiler, seguros sociales, impuestos, todo. Aunque nos digan que podemos estar tres meses sin pagar la cuota de autónomos, ¿de qué sirve si después hay que pagarla igual, y no sabemos cuánto va a durar esto? Necesitamos ayuda urgente», lamenta.

 

Diverárea

Los dos locales de Ileana, Diverárea Rivas y Diverárea Arganda, también permanecen silenciosos desde hace varios días. Un panorama muy diferente del habitual, con decenas de familias celebrando cumpleaños, jugando, riendo, merendando… «Hasta ahora me han cancelado todas las reservas de marzo, la mitad de abril, y algunas de finales de mes. Tengo 0 ingresos desde el día 10, fecha en la que acogimos nuestro último cumpleaños», relata esta empresaria. «Es normal y es lo que hay. Pero no sé qué voy a hacer con el alquiler de los dos locales, los impuestos, gastos corrientes, cuotas de autónomos y empleados… por no hablar de que yo a mi casa no voy a traer absolutamente nada», prosigue. «En Rivas inauguramos en abril y aún no nos conocían; esperaba recuperar esa inversión dentro de un tiempo, pero ahora no sé qué va a pasar. Espero que adopten pronto medidas, porque todos estamos igual… No sé qué vamos a hacer», repite.

 

El Planeta Imaginario

El Planeta Imaginario Rivas

Belén está sufriendo el mismo parón total que Ileana y Tamara. «Yo no sé qué voy a hacer. Estoy en shock. Todo el mundo es consciente del problema sanitario, pero pocos se han parado a pensar de manera detenida en las consecuencias económicas de todo esto. No soy solo yo como local de ocio: son los bares, las tiendas…», enumera. «En nuestro caso, El Planeta Imaginario es una empresa familiar con bastantes empleados. No puedo pagar los sueldos, entre ellos los de varias madres de familia. No sé cómo voy a afrontar esto, y me siento muy desamparada. Para mí, después de la apertura, este iba a ser el año de la consolidación de mi negocio después de las pérdidas y riesgos asumidos el año pasado», prosigue, «y estos iban a ser los meses de mayor facturación». Belén calcula en unos 15.000 euros mensuales los gastos a los que deberá hacer frente «sin que entre ni un céntimo en caja». «Dicen que podremos acogernos a créditos, pero ¿cómo los pagamos? Yo ya estoy pagando uno», continúa. «Las personas que teletrabajan están más tranquilas, pero esto va a provocar una crisis que es un círculo vicioso: los que movemos el mundo somos los pequeños negocios. ¿Ahora qué? ¿Y cómo afronto los gastos de mi familia?», se pregunta.

 

Zapatería XL Pie

Zapatería XL Pie

A finales de la semana pasada, Mónica, la propietaria de la zapatería especializada en tallas grandes XL Pie (situada en el Centro Comercial H2O), echó el cierre. Se trataba del punto final, por tiempo indefinido, a una semana en la que apenas entraban un par de personas a diario por la puerta, «si es que llegábamos». «Veíamos pasar a la gente con carros y carros llenos con productos del Mercadona, pero todas las demás tiendas parecíamos invisibles», comenta. Ella puede continuar con la venta online, «pero para mí, solo es un apoyo: casi todos los ingresos entran desde la tienda. Y además acabo de comprar mucho género para el cambio de temporada». Con todo, estos días ofrece facilidades a aquellas personas que realizan pedidos online, como los gastos de envío gratis. «Los asumo yo, pero dependo de las empresas de distribución para las entregas», lamenta. Para ella, lo peor es la «incertidumbre»: «No sabemos cuánto tiempo vamos a estar así. Lo único que pido es que, cuando salgamos de esta situación, nos echen una mano», concluye.

 

Colorín Colorado Titi

Lucila Maffoni (Colorín Colorado Titi) no tiene local de venta al público, pero ha recorrido decenas de restaurantes, hoteles, establecimientos y domicilios para ofrecer sus animaciones en fiestas infantiles. «Todos los cumpleaños de este mes están anulados, y ahora llegaba la que para mí es la temporada más fuerte del año: las comuniones, además de otros eventos. Todos están cancelados, y con ellos las animaciones, los vestidos, los banquetes, cosas para las que ya se ha entregado una señal». «Como esto siga así hasta Semana Santa, me hunde, a mí y a todo el mundo», prosigue. «Yo doy un servicio y me van a pasar la cuota de autónomos el día 30; aunque no facture, la tengo que pagar, hoy o más adelante en el mejor de los casos, si nos dejan aplazarla». Lucila también es mediadora de seguros. «Muchos clientes también me están cancelando pólizas, sobre todo empresas: si no tienen actividad, no los necesitan», explica. «Creo que esta crisis se está gestionando fatal. Necesitamos ayuda urgente», remacha.

 

Enigma Estilistas

Enigma Estilistas

«Tengo cinco sueldos que pagar de aquí a unos días. ¿Cómo hago frente a esto si no facturo?», se pregunta Jorge, de Enigma Estilistas. Su peluquería, situada en Covibar, ha echado el cierre tras la rectificación del Gobierno que ordenaba suspender la actividad, también, en este tipo de establecimientos, y después de varios días «de incertidumbre, de cancelaciones de citas, y trabajando con mascarillas, desinfectando a conciencia todo el material después de usarlo y extremando todas las medidas de seguridad». Jorge ha decidido, «de momento, dar vacaciones a la plantilla; después, nos buscaremos las vueltas, como todo el mundo». Este emprendedor critica que «el Gobierno no ayuda a las pequeñas empresas, en especial a aquellas que tenemos personas contratadas. Es todo muy desconcertante», lamenta.

Entretanto, y mientras dure el estado de alarma, Jorge se ha ofrecido, a través de las redes sociales, a lavar el pelo y dar su servicio de manera gratuita a domicilio a aquellas personas con movilidad reducida y que realmente lo necesiten (910107954). Su iniciativa ha sido secundada por otros profesionales ripenses del sector, entre ellos Laura (Salón de Belleza Kity, 642060980), Sonia (Casaú Estilistas, que además es centro capilar y ofrece sus servicios también a pacientes oncológicos, en el teléfono 91 455 70 59). Todos ellos cuentan con material de protección para prevenir infecciones en el ejercicio de esta labor solidaria.

 

Clínica Dental y Podológica Luna Nueva

Las clínicas dentales pueden permanecer abiertas para atender urgencias: así lo permite el Real Decreto lanzado por el Gobierno tras decretar el estado de alarma. Es el caso de Clínica Luna Nueva, cuya propietaria, Raquel, ha visto cómo se reducían y se anulaban las citas de manera drástica estos últimos días. «Esto es una ruina. El mes que viene hay que pagar los impuestos del trimestre; de momento dicen que se pueden aplazar, pero de todas maneras hay que abonarlos sí o sí. Y eso después de pagar alquileres, etcétera, y no sabemos si vamos a poder recuperar algo cuando todo esto acabe». La clínica está cerrada, «porque estamos en primera línea, y ya llevamos tiempo adoptando medidas adicionales de desinfección, además de los protocolos habituales, siguiendo las recomendaciones del Colegio de Odontólogos». Sin embargo, estos días, Clínica Luna Nueva atenderá urgencias previa petición de cita, «ya que es necesario dejar un tiempo entre paciente y paciente para que nos dé tiempo a desinfectar», concluye.

 

Atenea Optometría

Atenea Óptica y Optometría

Primero empezaron a reducirse los clientes, y después llegaron las cancelaciones de las sesiones previstas de terapia visual. Atenea Optometría es uno de los pocos establecimientos que estos días pueden abrir, al estar recogidos entre las excepciones previstas por el Gobierno. Pero no lo hará. «No tiene sentido. Es una forma tonta de exponernos para, al final, no hacer caja. Nadie va a venir a probarse gafas, o a que le gradúe la vista, ya que no puedo mantener la distancia de seguridad para hacerlo; en cuanto a las terapias, la gente entiende que pueden esperar, en esta situación», explica María Ángeles, su propietaria. Por ello, «y mientras echo números», su establecimiento solo atenderá urgencias, previa cita en el 696 20 23 30, «como roturas de lentilla dentro del ojo, o rotura de gafas que impidan hacer vida normal, o si alguien necesita un producto muy determinado con urgencia», apunta esta profesional.

 

Comercial DPeluquería

Comercial DPeluquería Rivas

«Nos preocupa mucho las no-medidas del Gobierno», critica Ana López, de Comercial DPeluquería. «Muchas empresas están teniendo que despedir o realizar ERTEs; la gente que tiene a personas con contratos indefinidos tiene un papelón estos días, y nadie les ayuda. A las personas despedidas no les dan cita antes de finales de abril en el paro, y no saben cuándo van a cobrarlo. Y ya está habiendo muchos despidos», prosigue. «O el gobierno hace un parón con los impuestos y la Seguridad Social, o esto continúa yendo en cadena». López afirma que se trata de un problema «global, que nos afecta a todos. Es lógico que a día de hoy cada uno mire por lo suyo, pero todos vamos a estar perjudicados, y todos tendremos que arrimar el hombro». Su tienda de productos de peluquería en Covibar permanece cerrada estos días, aunque continúa con la venta online de productos, que entrega a domicilio, y atendiendo a su clientela vía Whatsapp (634529367).

 

Calzados Juven

Calzados Juven

«Nosotros nos adelantamos el viernes al cierre decretado por el Gobierno. Hemos estado recogiendo género, preparándonos para tener la tienda cerrada durante una temporada. Lo veíamos venir», explica Pablo, gerente de Calzados Juven. «Estamos a expensas de poder trabajar online, pero dependemos de la distribución: no sabemos si habrá servicio de recogida de productos, o cómo lo haremos con Correos», afirma. Mientras dure la crisis, reforzarán su tienda online, «siempre que sea viable». «Es que no vemos otra solución. Hay que quedarse en casa y ser responsables. Entretanto, iremos hablando con nuestros proveedores para que no nos envíen mercancía, viendo lo que está pasando en Italia», concluye.

 

Iluscar Peugeot

«El bajón de clientes lo notamos desde el viernes: fallaron un 20% de las citas que teníamos concertadas, por la tarde cancelaron otras muchas, y solo hubo una llamada para pedir una nueva para otro día». Al igual que otros muchos concesionarios de automóviles, Iluscar Peugeot Rivas ha cerrado su exposición al público, enviando a trabajar a su casa a todos aquellos empleados que ha sido posible. Estos días, mientras dure el estado de alarma, Iluscar solo realizará atención por teléfono (91 499 23 81) y online. Sin embargo, y para ayudar a aquellas personas cuyo vehículo sufra una avería en caso de urgencia, abrirá su taller adoptando todas las medidas de seguridad dictadas por la Asociación de Talleres (ASETRA), siempre bajo petición de cita previa, y dejando un lapso temporal de 15 minutos como mínimo entre cliente y cliente como medida adicional de seguridad. «Al final debemos cumplir nuestra pequeña labor social, porque hay gente que no puede permitirse quedarse sin su coche», afirman.

 

Vilsa Grupo Inmobiliario

Sede de Vilsa Grupo Inmobiliario en Rivas Vaciamadrid (Fuente: Diario de Rivas)

Sede de Vilsa Grupo Inmobiliario en Rivas Vaciamadrid (Fuente: Diario de Rivas)

El coronavirus también ha frenado en seco la venta de viviendas. Vilsa Grupo Inmobiliario ha cerrado sus dos oficinas de atención al público en Rivas Vaciamadrid y Arganda del Rey, y estos días solo atenderá consultas por vía telemática de 9 a 14 horas (teléfono: 91 872 90 00).

 

Pincha aquí para conocer los comercios de Rivas abiertos durante el estado de alarma por el coronavirus

 

Si tienes un pequeño negocio y quieres ofrecer tus servicios de manera solidaria en estos momentos excepcionales, puedes dejar un comentario al final de esta noticia

 

Y cuando todo esto pase… acuérdate de los pequeños negocios que tienes a tu alrededor.

 

#Yomequedoencasa

 

 

INFORMACIÓN SOBRE AYUDAS PARA AUTÓNOMOS Y PYMES

 

Enlace de la Comunidad de Madrid con información útil para empresas, trabajadores y autónomos durante el estado de alarma por el coronavirus

ASEARCO: servicio de atención para resolver dudas de las empresas ante la crisis sanitaria

 

 

Noticias relacionadas:

Rivas estudiará una moratoria de impuestos municipales para empresas y autónomos mientras dure la crisis del coronavirus

Policía Local y Guardia Civil de Rivas comprobarán que los comercios y locales cumplen el cierre ordenado por Sanidad

Madrid cierra todos los establecimientos, excepto alimentación y primera necesidad

Galería: Rivas en imágenes

¡Tenemos canal en Telegram!

Además de seguirnos en Facebook y Twitter, puedes enterarte de todas las novedades de Diario de Rivas en nuestro canal de Telegram. Suscríbete y recibirás las actualizaciones directamente en tu móvil. ¿A qué esperas?

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!