¿Te parece interesante? ¡Compártelo!

Llaves, gafas y carteras son los objetos que más se extravían.

La Junta de Gobierno ha aprobado un protocolo gracias al cual, un objeto que se encuentre en la localidad podrá ser entregado en cualquier servicio de atención al ciudadano de un centro municipal. De ahí, tras rellenar un breve cuestionario, se hará llegar a dependencias policiales para ser registrado y que el propietario pueda encontrarlo con solo llamar (91 666 16 16) o acercarse a la policía. Este protocolo incluye a los centros comerciales y grandes superficies.

Los ayuntamientos tienen obligación de dar respuesta a esos objetos perdidos que la gente se encuentra en algún punto de la ciudad. El nuevo protocolo aprobado pretende, según explica a Diario de Rivas Rubén Tadeo edil de seguridad, “dar cumplimiento a ese servicio, pero yendo más allá”.

“¿Cómo lo hemos hecho? Estableciendo un protocolo muy claro mediante el cual cualquier persona que encuentre un objeto en la vía pública sepa que lo puede depositar en cualquiera de las dependencias municipales que tienen atención al público“, detalla Tadeo. A los trabajadores de esas dependencias municipales, como son polideportivos, centros culturales, centros de mayores…, se les va a dar una formación para que sepan cómo tienen que recoger el objeto, ya que tendrán que rellenar un breve documento que luego, junto con lo encontrado, que será introducido en una bolsita, será entregado a la policía local. De esta manera se dará registro de entrada a ese elemento.

Importante: detallar las características

Será muy importante apuntar correctamente unas características que aparecen en el formulario que hay que rellenar, para que luego sea más fácil y eficiente su búsqueda en el depósito de la policía. “La intención es que, una vez que un objeto ha sido encontrado, se ha entregado en alguna dependencia municipal y se ha registrado, cualquier persona pueda llamar a la policía o personarse en la comisaría y, con solo explicar cómo es el objeto que ha perdido, se pueda contestar si se encuentra allí o no“, informa el edil. Por ejemplo, prosigue, “un vecino llama y dice al agente que ha perdido unas llaves que tenían un llavero con un muñeco azul y blanco, que había 4 llaves, una de ellas cuadrada de puerta blindada y también había una pequeña de buzón…” Se introducen esos datos y será sencillo localizarlas. Luego se le pedirá algún detalle más, para comprobar que efectivamente es el propietario. En el caso de llaves, se podría acompañar a la persona hasta la vivienda para tener una completa confirmación.

Lo novedoso, lo “pionero”, de este protocolo es, para Tadeo, “que hemos ido allá, porque no hemos querido quedarnos sólo en los servicios municipales. Así que, lo vamos a hacer extensivo a los centros comerciales y grandes superficies de la localidad“. A ellos también se les va a pedir la colaboración para que cuando alguien pierda algo en sus instalaciones y se lo entreguen, se depositará en dependencias policiales con la ficha de recogida. Todo se gestionará allí y se evitará “el peregrinaje por los distintos puntos en los que una persona a lo largo del día puede haber perdido su documentación, sus llaves, un móvil, una carpeta o una bolsa con la compra”. También gracias a esta forma de actuar, se garantiza que hay una perfecta custodia de esos elementos perdidos.

Entre los objetos que más se pierden está la documentación, las gafas, la cartera entera (con suerte aparece manteniendo intacto el dinero que llevaba en su interior), y además ha aparecido algún sobre con dinero de personas que acaban de sacar billetes de un cajero. También se pierden llaves de coches o de viviendas.

El objetivo final es que, antes de anular la documentación, se pueda preguntar en la policía por si ha sido encontrado. De este modo se evita el trastorno que supone la renovación del DNI, el carnet de conducir o las tarjetas de crédito. Y además, informa Rubén Tadeo, “como tenemos la oficina de documentación de Policía Nacional en las mismas dependencias, eso nos ayudará a cruzar los datos y localizar a la persona, y a darle cita para volver a hacerse el documento nacional de identidad si lo ha anulado.

Lo que no se reclama, para quien lo encontró

Pasados dos años, si no ha aparecido el dueño del objeto perdido, la persona que lo encontró puede reclamarlo y se convierte en su nuevo propietario. “Nos gustaría reducir ese plazo mediante una ordenanza para que no haya que esperar tanto para solicitar que, si lo encontrado no ha sido reclamado, el que lo entregó pueda solicitarlo” concluye el edil de seguridad.

El ayuntamiento podría hacer una subasta pública de los objetos perdidos no reclamados, pero, de momento, Tadeo afirma que entienden que su labor es “de servicio público y no de obtener ingresos con ventas”, ya que lo que se pretende es que la gente encuentre los objetos que se le extravíen.

Noticias relacionadas

Rivas instala el depósito municipal de vehículos junto a la Policía Local

Vecinos y comerciantes de Rivas pueden dejar las llaves de su casa a la Policía en sus vacaciones

¡Tenemos canal en Telegram!

Además de seguirnos en Facebook y Twitter, puedes enterarte de todas las novedades de Diario de Rivas en nuestro canal de Telegram. Suscríbete y recibirás las actualizaciones directamente en tu móvil. ¿A qué esperas?

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!