¿Te parece interesante? ¡Compártelo!
El presidente de la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas (RRAR), Jorge López, junto a otros dos voluntarios, en el almacén de la calle Cincel

El presidente de la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas (RRAR), Jorge López, junto a otros dos voluntarios, en el almacén de la calle Cincel (©Diario de Rivas)

Como consecuencia de la pandemia de la Covid-19, cada vez más personas necesitan ayuda para cubrir sus necesidades básicas. Si el pasado mes de enero la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas (RRAR) atendía a una horquilla de entre 95 y 105 familias, ahora la media fluctúa entre 225 y 230 familias, lo que supone que casi 700 personas reciben alimentos a día de hoy gracias a la ayuda de esta entidad. El aumento ha sido exponencial en los últimos meses y, en palabras de Jorge López, presidente de la RRAR, «mucho nos tememos que esto va a ir a más». Además, la red sirve de sostén a numerosas familias mientras se tramitan sus casos a través de los servicios sociales, con los que se coordina a diario, además de con Cáritas y Cruz Roja.

En los últimos meses se han incrementado de manera significativa las donaciones y otras colaboraciones con la RRAR, fruto de la solidaridad de la ciudadanía, aunque se siguen necesitando recursos. La pandemia ha impedido que se organicen las tradicionales ‘operaciones kilo’, por lo que la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas, al igual que otros bancos de alimentos, se ha visto obligada a buscar nuevas fórmulas para conseguir alimentos para las familias a las que atiende.

Almacén de la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas (RRAR)

Almacén de la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas (RRAR) (©Diario de Rivas)

Existen muchas maneras de colaborar con la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas. A continuación detallamos las distintas posibilidades:

  • Como voluntaria/o: de manera permanente u ocasional. Tareas de intendencia, almacén, reparto y entrega de alimentos, evaluación, ayudar a los demás a encontrar empleo, búsquedas de subvenciones y donaciones, tareas de administración… Puedes apuntarte en el formulario de la web de la RRAR.
  • Como socia/o: las cuotas de las personas asociadas permiten cubrir los gastos de la actividad diaria de la RRAR. Puedes colaborar partir de 15-20 € anuales, mediante el formulario de la web de la RRAR creado para este fin.
  • Como donante: tanto si eres una persona particular como una entidad, empresa o asociación, puedes donar alimentos, productos de higiene o bien una cantidad económica: aquí puedes ver cómo.
  • Llevar alimentos y productos de higiene a algunos de los Comercios de Rivas que los recogen para la RRAR. Son los siguientes: Irene de Diego estilista, López Vara Asesores, Minformatico, Salón de Belleza Kity, Rivas Chicken, Talleres JF, La Caña Restaurante, Ferretería Villalba, Calzados Juven, Brown&Naranja Estilistas, Cafetería Polideportivo Parque del Sureste Sin Gluten, Peluquería canina Daniela Vallejo, Casaú Estilistas, Eva Villalba Repostería, La Mercería de Merce, Patricia Arismendi Catering, Qmepongo Qmecalzo y Safauto.
  • Vecinos por Rivas Vaciamadrid organiza una recogida solidaria de alimentos, libros y juguetes para la RRAR. Las personas que deseen colaborar pueden llevarlos al restaurante El Vallina (avda. José Hierro, 28) los días 14 y 15 de noviembre, de 11.00 a 19.00 horas.
  • Si tienes una empresa, comercio, etcétera: puedes convertirte en patrocinador a partir de 100 € anuales (consulta aquí toda la información). Además, algunos comercios organizan de forma puntual recogidas de alimentos para la RRAR, previa coordinación con sus responsables. Otros establecimientos realizan donaciones puntuales de alimentos, productos de higiene, material escolar…
  • Separar los tapones de plástico y llevarlos a uno de los puntos limpios de Rivas Vaciamadrid. El importe que genera el reciclaje de los tapones de plástico que recogen los puntos limpios es donados a la RRAR, en virtud de un convenio con Rivamadrid. Este gesto supone unos ingresos de unos 2.000 euros al año para la organización.
  • Guardar las latas vacías de refrescos, cervezas, etcétera para reciclarlas. Por cada cuatro kilos de latas de refrescos que reúne la RRAR, obtiene el equivalente a dos litros de leche. Puedes recopilar tus latas vacías y entregarlas en su almacén (C/ Crisol, nave 2D).
  • Donar juguetes. Puedes entregar juguetes en sus almacenes, con la condición de que no sean voluminosos (algunas familias atendidas por la RRAR viven en espacios reducidos), ni peluches, y se encuentren en buen estado. Estos días, la cafetería del Polideportivo Parque del Sureste también ha organizado una recogida de juguetes para la RRAR, por lo que puedes llevarlos allí también.
  • Donar ordenadores y material escolar. También puedes entregar material informático y escolar para las familias que no pueden permitírselo, entregándolo en sus almacenes de la calle Crisol.
  • Donar ropa. De momento, la RRAR no recogerá más ropa hasta nuevo aviso. La organización informará a través de sus canales habituales de información de todas las novedades al respecto.
  • Comprar la pulsera solidaria de ‘Coronafighters’ en el Centro Comercial H2O. Cuesta 1 euro y la recaudación íntegra se dona a la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas.

 

Infórmate en la web de la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas (RRAR)

La RRAR en Facebook   |   La RRAR en Instagram

Otras noticias:

Se buscan pesetas olvidadas en los cajones para ayudar al Banco de Alimentos

La Red de Recuperación de Alimentos de Rivas pide ayuda al incrementarse las familias que necesitan ayuda para comer

Una acción solidaria de H2O contra la Covid-19 recauda fondos para la Red de Recuperación de Alimentos de Rivas

IU Rivas dona una furgoneta isotérmica a la Red de Recuperación de Alimentos

¡Tenemos canal en Telegram!

Además de seguirnos en Facebook, Twitter e Instagram, puedes enterarte de todas las novedades de Diario de Rivas en nuestro canal de Telegram. Suscríbete y recibirás las actualizaciones directamente en tu móvil. ¿A qué esperas?

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!