¿Te parece interesante? ¡Compártelo!

OPINIÓN

Francisco Gallardo

Francisco Gallardo

Concejal del PP en el Ayuntamiento de Rivas Vaciamadrid

¿Cómo conjugar la labor de oposición política y ser altavoz de lo que ocurre para que los/as vecinos/as de un municipio sepan qué sucede en su barrio sin herir o dañar al adversario político? Complejo en ocasiones… Espero conseguirlo en las próximas líneas; dado que la verdad suele ofender, deseo —de corazón— no hacerlo con el presente artículo. Dicho lo cual:

Antes de entrar en harina, quisiera hacerles un par de preguntas. ¿Han celebrado en su vida un bautizo, una boda o algún evento de más de 50 personas? Aproximadamente, ¿cuánto les ha podido costar? ¿Tanto?

Pues bien, les hago una propuesta: ¿qué les parecería poder disfrutar de todo un municipio, sí, sí, todo un barrio, del servicio de su POLICÍA local, los equipos de Protección Civil, su servicio de limpieza, un gran recinto municipal junto al Auditorio Miguel Ríos, durante tres días completos por solo 7.000 euros al día? Económico, ¿verdad? Pues esa ha sido la suma, según el Gobierno del Ayuntamiento de Rivas, que ha abonado el Partido Comunista de España por tres días de celebración de sus fiestas anuales. El porqué de todo ello…, del todo, el cómo y el cuánto, le explico:

Hace ya un lustro que hemos constatado el fin de los bipartidismos. El pulso de nuestra política actual es una fragmentación cada día más plural. El espectro ideológico está absolutamente representado políticamente por una paleta de colores, con sus extremos más intensos tanto por la derecha (la actual Vox) como por la izquierda (el ya no tan actual Podemos).

Nuestros políticos tienen que hacer de la negociación su mejor (incluso único) recurso para poder gobernar: es la época de pactos y consensos. En principio, en la opinión de la ciudadanía, creemos que esto enriquece y mucho a nuestra democracia; sin embargo, el problema es cuando nuestros políticos sienten la soga de su debilidad de votos para gobernar y forjan con pactos maquiavélicos el hecho de asegurarse la ‘silla’ a cualquier precio y con cualquier compañero de viaje aplaudiendo sus discursos.

Los últimos años de la gobernanza de Rivas pasa por la completa debilidad/desgaste interno de Pedro del Cura (nuestro actual alcalde), desgaste que ha hecho que internamente busque respaldo y apoyo con la rama más joven, más moldeable, pero más radical y extrema de la izquierda dentro de sus afiliados y pesos fuertes de la Izquierda Unida de Rivas Vaciamadrid. Ese actual respaldo se ha producido en detrimento de pesos pesados más moderados y con mentalidad más coherente a las necesidades de los vecinos de Rivas (pero que opacaban a Pedro en su liderazgo), que han ido dejando el partido y que, incluso, muchos de ellos han terminado formando su propio partido como oposición al nuevo liderazgo de Pedro y dicho grupo de confianza con el que se ha revestido.

Es ahora cuando, como vecino o trabajador municipal, podrás explicarte cómo la mano derecha del señor alcalde, por ser uno de los pesos específicos en Madrid del Partido Comunista de España (recordado por haber sido detenido tras haberle retirado el carnet de conducir cuando era concejal de IU en el año 2013), es hoy día el concejal delegado de Presidencia, de Hacienda, de Recursos Humanos y Régimen Interior, de Innovación Administrativa y Gobierno Abierto, delegándole las competencias relativas a las materias referidas, ahí es nada…

Ahora entenderán por qué la nueva responsable del Partido Comunista Español, nuestro alcalde se siente obligado a tener su apoyo y, por tanto, nombrarla concejala delegada de Mujer e Igualdad, Participación Ciudadana y Barrios y Empleo, delegándole las competencias relativas a las materias referidas, ahí es nada…

Pero, ¡uy, qué curiosidad!, la familia (quizás ‘agencia de colocación ripense’) se va completando con la pareja de dicha concejala (ya sabemos que la izquierda española, en los últimos años, es propensa a las parejas políticas…), quien es el actual delegado sindical de CCOO en Rivamadrid, persona que ha sido actor determinante (según informaciones internas) en el último conflicto laboral acontecido en dicha empresa municipal, ahí es nada…

Siguiendo la lista de pesos pesados del Partido Comunista de España que pueblan nuestro municipio, llegamos a otra mano derecha del alcalde, por supuesto integrante del Partido Comunista de España desde su época en las Juventudes Comunistas (desde 2007). Lógicamente, dicha trayectoria y herencia tenían que catapultarla a ser la actual coordinadora del Área de Ciudadanía, concejala delegada de Educación, Infancia y Juventud, concejala delegada de Cultura y Fiestas, ahí es nada…

Así, el secretario general del Partido Comunista, Enrique Santiago, manifestó en el arranque de las pasadas fiestas: «Rivas es un espacio ideal para la celebración, con una importante carga de reivindicación de la memoria histórica. Durante los tres años que duró la Guerra Civil, Rivas fue uno de los frentes de la contienda y fue el escenario donde, por primera vez, entraron en combate las Brigadas Internacionales. Nuestra idea, en la medida de lo posible, es mantener la fiesta aquí los próximos años».

Estimado Enrique: lo tenéis fácil. Habéis hecho de Rivas vuestro reducto guerracivilista (qué pereza, de verdad, que sigáis con esas monsergas del siglo XIX y XX), vuestro cortijo o agencia de colocación, como queda pincelado en estas líneas…  y podría seguir con innumerables ejemplos. Un barrio que explotáis para vuestros intereses y conveniencia. Un municipio donde acomodáis a los vuestros (sin sonrojo alguno pese al curriculum de estos, véase la última convocatoria para cubrir la Dirección de Recursos Humanos en nuestra empresa municipal Rivamadrid). Un lugar donde subvencionáis a vuestras bases y colectivos afines… En definitiva, una ciudad que tendría que ser vanguardia en la Comunidad de Madrid y que por vosotros sigue siendo esa ‘aldea’, conforme vosotros mismos la denomináis… Ya sabes, a seguir explotando y colocando a gente y, en las próximas fiestas, a seguir con el ‘puñito’ arriba, que la factura la pagamos el resto de vecinos y vecinas de Rivas. A vosotros os sale baratito; mejor dicho: muy rentable.

Más artículos de opinión en Diario de Rivas

¡Tenemos canal en Telegram!

Además de seguirnos en Facebook y Twitter, puedes enterarte de todas las novedades de Diario de Rivas en nuestro canal de Telegram. Suscríbete y recibirás las actualizaciones directamente en tu móvil. ¿A qué esperas?

¿Te parece interesante? ¡Compártelo!